EL NASDAQ EUROPE CIERRA SUS PUERTAS.

El ambicioso proyecto pretendido por el Nasdaq estadounidense de crear una plataforma global de títulos tecnológicos que funcionase 24 horas del día ha finalizado con el cierre de su filial europea, Nasdaq Europe, el pasado jueves 26 de junio. Anteriormente, en agosto de 2002, el Nasdaq Japan dejaba de operar debido al escaso número de empresas admitidas a cotización.

La plataforma europea no sólo no ha conseguido convertirse en la referencia continental en cuanto a salidas a bolsa, sino que ni siquiera a llegado a acoger una Oferta Pública de Venta. Tampoco el número de empresas cotizadas ni el volumen de contratación han sido satisfactorios.

Las explicaciones del fracaso del Nasdaq Europe giran en torno a las diferencias existentes entre EE.UU y Europa, en términos de mentalidad, menor capacidad de financiación y menor tradición a invertir en Bolsa en Europa y, la inexperiencia de Nasdaq fuera de sus fronteras.

Tras el cierre del Nasdaq Europe, el último vestigio de Nasdaq en el viejo continente es el Nasdaq alemán, que comenzó a funcionar en marzo de 2003. Sin embargo, si la noticia publicada por un diario alemán se confirma, Nasdaq podría abandonar definitivamente Europa si finalmente vende a Euronext el 50% que posee en el mercado tecnológico alemán.