CATALUÑA TRABAJA EN LA CREACIÓN DE UN CLUSTER BIOTECNOLÓGICO QUE AGRUPE 120 EMPRESAS EN 2015.

La Generalitat de Catalunya está preparando un ambicioso proyecto que pretende la creación de una bioregión que sea la referencia del sur de Europa. El proyecto se encuentra todavía en fase de desarrollo y tiene el difícil reto de convertir las buenas intenciones en realidades que se puedan medir en términos de rentabilidad.

La bioregión estaría establecida en el distrito tecnológico de Barcelona 22@ y el objetivo sería la creación de 120 empresas biotecnológicas, que nacerían como spin-offs procedentes de universidades, hospitales, centros de investigación y compañías farmacéuticas en Cataluña. La Universitat de Barcelona, la Universitat Pompeu Fabra, la Politècnica de Catalunya, la Universitat Autònoma de Barcelona, el CSIC, el Institut de Recerca i Tecnologia Agroalimentàries y otras instituciones estarían implicadas en el proyecto.

Inicialmente, la bioregión se centrará en la medicina clínica (hepatología, neurociencia y oncología), para posteriormente saltar a la biomedicina molecular. En los diez próximos años se pretenden crear 3.000 puestos de trabajo y aportar un negocio de 200 millones de euros.

También se espera que fondos y entidades de capital riesgo aporten entre 250 y 300 millones de euros en los próximos cinco años, cifra que resultará muy complicado reunir, si se tiene en cuenta que desde 1991 el importe invertido por el sector del Capital Riesgo en Biotecnología suma 40 millones de euros.