ESPAÑA A LA COLA EN TECNOLOGÍAS DE LA INFORMACIÓN.

    Según el informe anual sobre nueva economía presentado ayer en Bruselas por Unice, la patronal europea, nuestro país está a la cola de Europa y del mundo desarrollado en tecnologías de la información, con un déficit palpable en inversiones, medios, personal cualificado, etc.

    La muestra más clara de que España no está a la altura de sus vecinos europeos, es el porcentaje del Producto Interior Bruto (PIB) destinado a tecnologías de la información, el 3,9%, mientras que la media comunitaria es del 6,1%, con países como Suecia o el Reino Unido que rozan el 10%. Otro dato que evidencia nuestro retraso, es el número de ordenadores personales por cada cien habitantes, tan sólo 12, por 25 de media en la UE, estando por debajo de países como la República Checa 813), Hungría (14) o Eslovenia (25), y sólo superando a Portugal , Polonia y Grecia.

    Si dentro de la UE son manifiestas las disparidades entre los países nórdicos y los del Mediterráneo, a favor de los primeros, las distancias con EEUU son también enormes en relación con el Viejo Continente. No en vano, el gasto en tecnologías de la información en EEUU es del 8,6% del PIB, hay 52 ordenadores por cada 100 habitantes y la presencia de Internet en los colegios es masiva (95%), frente a un raquítico 45% en la escuela primaria europea. En secundaria, la UE ha elevado el porcentaje considerablemente gracias a los resultados del programa e-Learning, creado en la pasada cumbre de Lisboa.

    El único terreno donde la UE le gana la partida a EEUU y en donde, además, España está a un buen nivel es en la penetración de la telefonía móvil.

    Ante semejante situación, la patronal europea pidió a los jefes de Estado y de Gobierno que tomen medidas en Estocolmo para acabar con la ventaja de EEUU, como la liberalización total del gas, la electricidad y los transportes.