EL GOBIERNO NO VE CON BUENOS OJOS A LAS ECR FINALISTAS PARA LA COMPRA DE LA RED DE RETEVISIÓN.

 

La presidencia del Gobierno, el Ministerio de Administraciones Públicas y el de Ciencia y Tecnología han mostrado su preocupación ante la posibilidad de que las dos entidades de capital riesgo finalistas en el concurso de adjudicación de la Red de señales de Retevisión Audiovisual, Apax Partners y The Carlyle Group, se hicieran finalmente con ella.

El motivo de la discordia se centra en considerar como activos estratégicos el edificio de comunicaciones Torrespaña y el satélite Hispasat, que tienen a su cargo importantes obligaciones de servicio público, como el que prestan a instituciones del Estado como La Moncloa o el Senado.

Ante esta tesitura, tanto Apax como Carlyle están buscando algún tipo de acuerdo tanto con los otros dos finalistas del concurso, el grupo de telecomunicaciones Tradia y la constructora Ferrovial, como con grupos industriales radicados en España.